Pueblo buitrago de lozoya

  • por
Pueblo buitrago de lozoya

Buitrago de lozoya como llegar

Buitrago del Lozoya es un pequeño municipio de la Comunidad Autónoma de Madrid, con una superficie aproximada de 27 kilómetros cuadrados.    Está situado al norte de la capital de España, en el Valle Oriental del Lozoya, situado al pie de la Sierra de Guadarrama.    Tiene una altitud de aproximadamente 975 metros sobre el nivel del mar y, excepto por el sur, está rodeada por todos los lados por el río Lozoya, que le da nombre. Por supuesto, esta ubicación, con una defensa natural de foso en tres lados, fue muy beneficiosa como medida de protección durante las guerras y conflictos pasados.    Buitrago del Lozoya pertenece a la comarca de la Sierra Norte y cuenta con una población permanente de unos 2.100 habitantes.

Buitrago del Lozoya es uno de los únicos pueblos completamente amurallados que se conservan en la Comunidad de Madrid, un elemento que fue un medio de defensa y protección muy popular en las ciudades españolas durante la Edad Media.    Se cree que la muralla fue construida en el siglo XI por los moros y posteriormente fue restaurada en el siglo XV.

Buitrago de lozoya piscina

En el valle medio del río Lozoya, Buitrago se alza sobre un promontorio rodeado por el río Lozoya, del que toma parte de su nombre. Se encuentra al pie del puerto de Somosierra y a unos 75 km al norte de la ciudad de Madrid.

Destaca por la muralla medieval tanto musulmana como castellana y cristiana, que rodea su centro histórico y que a su vez está rodeada por el río Lozoya. Su castillo o Alcázar junto con la Iglesia de Santa María del Castillo, la Torre del Reloj y la muralla dan un aire medieval a este municipio, que cuenta con una agenda cultural tan activa que tiene propuestas para las cuatro estaciones.

Junto con otros diez municipios turísticos de la Comunidad de Madrid, Buitrago del Lozoya forma parte del programa de promoción turística Villas de Madrid. Hemos preparado un itinerario geolocalizado con los puntos de interés del municipio.

Desde la Edad Media, Buitrago ha tenido una gran importancia estratégica como nudo de comunicaciones. A lo largo del tiempo ha sufrido diversos enfrentamientos en su territorio, como el paso de las tropas napoleónicas en 1808 que provocó un colapso poblacional y económico del que Buitrago tardó muchas décadas en recuperarse o la Guerra Civil Española, con la ubicación del frente de Somosierra a un par de kilómetros del municipio.

Buitrago de lozoya booking

Buitrago del Lozoya es el mejor ejemplo de castillo y villa fortificada medieval de la Comunidad de Madrid. Su recinto amurallado presenta un enorme interés y una gran complejidad constructiva y estratigráfica

La privilegiada situación geográfica de Buitrago del Lozoya (a 75 kilómetros de la capital) hace que su posición sea estratégica, adentrándose en una pequeña península en un recodo del río Lozoya, que lo bordea a modo de foso natural, lo convirtió en un bastión defensivo entre las dos mesetas.

Su historia se remonta a la época prerromana. Es nombrada como fortaleza celtibérica por Tito Livio con el nombre de Litabrum, siendo sometida al Imperio Romano dos siglos antes de la Era Cristiana por Cayo Flaminio. Los visigodos la engrandecieron y los musulmanes la fortificaron.

Tras su conquista por Alfonso VI, citada en las crónicas de Don Rodrigo Jiménez de Rada, sus sucesores le concedieron privilegios y franquicias, alcanzando su máximo esplendor en la época de los Trastamara, vinculándola con la institución del Mayorazgo a la Casa de Mendoza. Durante el reinado de Enrique IV, su hija la Infanta Juana, apodada «La Beltraneja», estuvo recluida en su castillo.

Puros buitrago

Buitrago del Lozoya (pronunciación en español: [bwiˈtɾaɣo ðel loˈθoʝa]) es un municipio de la comunidad autónoma de Madrid en el centro de España. Pertenece a la comarca de la Sierra Norte. La localidad es una de las pocas de la comunidad que conserva sus murallas, de origen árabe (siglo XI) y restauradas en el siglo XV. Se encuentra en una península rodeada por el río Lozoya.

En 1988, un grupo de vecinos decidió acoger el Belén Viviente siguiendo una idea que ya se había llevado a cabo en la Villa de Báscara (provincia de Gerona), y tomando como modelo los pastores que se representan en localidades cercanas como Braojos de la Sierra. En la primera edición del Belén Viviente participaron ochenta actores, con cuatro mil personas viendo las escenas.

Dado el éxito de la iniciativa, en 1991 se fundó la Asociación Cultural Belén viviente de Buitrago del Lozoya. El número de actores que se unieron al Belén Viviente aumentó a más de 100. El Belén Viviente atrajo a más de 10.000 visitantes.